20 septiembre 2011

N-277 : Aviso al público:no hay nada gratis

Resumen del articulo: Joyas impagables,  la herencia de los años de exuberancia pesa como una losa sobre los presupuestos de los ayuntamientos.
Aviso al público:no hay nada gratis
------------
1- Un teatro en la ciudad de Corbins, coste 2 mill de euros, es un teatro en un pueblo de 1300 habitantes, con una sola obra planificada este año en que los actores son un grupo de mujeres del pueblo.¿como piensan mantenerlo?
2- En Pont de Suert, 2500 habitantes, ingresos 3,5 b. inversion en piscina publica 3,5 b con subvenciones (calefaccion de piscina con biomasa subvencionada)
3-Blanes, polideportivo para  4000 usuarios, gastos mantenimiento 1 millon de e. al año
4-........
El articulo indica: "uno de los errores que se han cometido, es que no estudiamos con detenimiento los planes de viabilidad que nos presentaban algunos alcaldes.Se dierón subvenciones sin pensar si lo que proponian los municipos era eficiente, y posiblimente no estudiamos con detalle que servicios se querian prestar, a que población" admite el director general de la adminstracion local de la generalitat, Joan Cañada
"Son 1/3 de los 900 ayuntamientos de Catalunya, tiene problemas para mantener un presupuesto equilibrado"
"la mayoria de alcaldes han sido responsables y han mantenido el equilibrio,aun asumiendo competencias que no les correspondian" E.Vilalta pof. de Hacienda publica.
Primer error: Como todo el mundo, los alcaldes pensaron que las rentas del ladrillo eran infinitas (N.Bosch)
Segundo error:Generalitat y Estado fomentaron edificios poco viables con subvenciones
Tercer error:La demanda de los ciudadanos es infinita, pero a menudo se olvida qué cuesta
Cuarto error: La naturaleza publica de estos edificios añade dificiculltades a la reconversión
(La Vanguardia suplemento vivir, domingo 18-sep-2011)
---------------
Comentario:

No estamos en contra de las obras publicas, de los equipamiento sociales, si de los excesos cometidos, porque demuestran que en nuestro pais hemos crecido pero de forma no equilibrada, todo el dinero empleado ahora hace falta para mantener los gastos sociales que no se deben de tocar, sanidad, educacion (es mas se deberian de aumentar) no es de recibo tardar en pagar mas de 500 dias a las farmaceuticas alemanas, o tardar de pagar mas de 300 dias a los proveedores de los ayuntamientos.  El esquema esta roto en 2009 , el colocar celulas hipotecarias al interbancario de Frankfurt, con el dinero de impuestos por la venta de pisos financiar ayuntamientos y obras publicas .(ver fuente 2)
El problema grave es el efecto expulsión, prestamos ICO publicos han sido destinados en exceso a equipamentos y obras publicas, cuando ha llegado la crisis, ha provocado que muchas empresas industriales que tenian dichos prestamos han tenido dificultados para financiarse, y claro ya no queda casi nada para nuevos proyectos industriales, que son unica posible salida a la crisis actual.
¿agrupar 1/3 de los ayuntamientos pequeños?

Vivir como los nordicos exige asumir ser una un pais mas similiar a ellos en sacrificios, coresponsabilidad, control, transparencia, gestión publica, instituciones publicas,formación  etc.

Excesos que son responsabilidad de los gestores publicos, en este caso no se puede dar la culpa a Europa * o a la globalización....**

Excesos cometidos por no existir normas de control, auditorias anuales, organismos independientes con expertos independientes, por no exitir plandes de viabilidad (rentabilidad, analisis-coste beneficio, mantenimiento, prioridades)

La economia es ciclica, hay que saber hacer politicas contra ciclicas, presupuestos aproximados al pto cero, no huidas hacia delante, el desfase ha sido por la incapacidad de crear nuevas normas
otros enlaces:
*http://dfc-economiahistoria.blogspot.com/2011/08/aves-aeropuertos-autopistas-y-tranvias.html
*http://dfc-economiahistoria.blogspot.com/2011/09/despilfarremos-en-infraestructuras.html

-Ladrillo vs innovacion (pf.Pavón)
**http://www.youtube.com/watch?v=YUcKZSgBa8Q

Fuente 2:Observatorio Verges http://www.ricardoverges.com/pdf/Dinero.pdf
http://www.ricardoverges.com/index.php?fun=publicaciones.php

Hay reglas para regular el desarrollo económico, siendo la primera la de no endeudarse. El proceso debe partir del ahorro, poco o mucho.
Es lo que ocurrió durante los dos auges anteriores de 1987-1992 y 1997-2001. En el primero, el dinero salió de su escondite cuando Solchaga mantuvo altos los tipos de interés a pesar de que la inflación fundía como hielo bajo el sol. En el segundo, fue el retorno de dinero evadido durante la crisis entre ambos auges, por temor a tener que comprar los euros a 200 pesetas. Pero cuando Maastritch dijo 166, el dinero volvió. En ambos casos, se evitó el endeudamiento excesivo porque ese dinero era nuestro. De modo que cuando llegaron, las crisis fueron llevaderas y nos mantuvimos a flote.
Ello no fue óbice para que dicho ahorro se malgastara y que el esfuerzo no produjera los efectos esperados sobre la renta. Y es que la segunda regla del desarrollo es evitar los excesos en servicios residenciales y consumo porque no
producen riqueza aunque permiten disfrutar de ella. En cambio, debe favorecerse la inversión en bienes productivos, de manera que pueda ser recuperada rápidamente y poderla reinvertir, consiguiendo con ello elevar el nivel general de
renta.
Por su lado, el último auge 2003-2007 ha sido nefasto porque ha trasgredido ambas reglas a la vez y de forma desmesurada. Por eso permaneceremos en el fondo del lago sin conseguir poner el contador a cero para iniciar una recuperación del crecimiento real de la renta, en tanto no exista voluntad de reconvertirse a sectores más productivos y con más futuro. Todo ello prescindiendo de cualquier tipo de inversión exterior.

En cambio, si se abre camino una voluntad de pasar de una-- economía político-financiera-- importadora de servicios –y depredadora por naturaleza- a una economía regional innovadora y exportadora, entonces los agentes sabrán encontrar el oxígeno necesario para participar en la puesta a flote de la economía. Lo sabremos el día en que cesen de buscar brotes verdes o de  preguntar cuándo escampará para poder continuar como siempre. Ese día, nos contarán ellos mismos qué sitio habrán encontrado en las labores de rescate de la economía y qué dirección piensan dar a su
participación en un futuro que no necesita definición sino tan sólo buenas –y verdaderas- ideas.
Pero para que llegue ese día, hay que conseguir dos cosas: reducir la tensión alrededor de la liquidez y acabar con el control de la información.

http://www.ricardoverges.com/pdf/Soluciones.pdf