24 abril 2009

III- Transformaciones Ec.mund/Arquitectura financiera

Se necesitan importantes reformas, primero se deberia superar la reticencia de que los grandes países industrializados no desean darle a una agencia internacional la jurisdicción para regular los mercados financieros en sus propios países,pero tal como indica Raghuram Rajan (ex-economista Jefe del FMI) "Algunos de los mayores países industrializados se ven a sí mismos como más soberanos que otros y sus políticos no quieren interferencias en su propias políticas domésticas, al tiempo que están muy dispuestos a utilizar a las agencias multilaterales para intervenir en las políticas domésticas de otros países."

1. El sistema debe ser reconsiderado

Jeffrey Garten, profesor en Yale University, dice: "El actual aparato institucional global lamentablemente es incapaz de supervisar el sistema financiero en evolución. El Fondo Monetario Internacional no es pertinente en esta crisis, el grupo de las siete naciones industriales a la cabeza carece de legitimidad... y el Banco Internacional de Convenios (BIS) no tiene un rol operacional. Por otro lado la Reserva Federal de Estados Unidos está demasiado agobiada para actuar como un banco central global. El vacío en el centro es peligroso para todos."

-Propuestas:

- Autoridad Monetaria Global (GMA-Global Monetary Authority) serviría para: "reasegurar o descontar ciertas obligaciones de los bancos centrales," para escudriñar las actividades normativas de las autoridades nacionales (con más poder del que tiene el FMI), y para supervisar la implementación de un número limitado de normas globales. "También actuaría como una 'corte de bancarrotas' para las compañías globales."

- Una 'cuenta de sustitución'Esta medida fortalecería el papel de los Activos de Reservas Internacionales (SDRs - Special Drawing Rights), la unidad de divisa emitida por el FMI, para ayudar a los países a cambiar sus dólares no deseados por SDRs.

- Una nueva institución internacional que se encargue de la normatividad bancaria y de la supervisión.Idea que es apoyada por la ONG británica Oxfam: "Esta nueva institución actuaría en forma contra cíclica, asegurándose de guardar dinero durante los buenos tiempos, para liberarlo durante los tiempos lentos y así minimizar las explosiones y colapsos. La nueva normatividad debería cubrir a los bancos y al sistema financiero paralelo, incluyendo a los fondos de inversión libre, y a los fondos privados equitativos."

-Un regreso al sistema bancario estrecho (narrow banking) Límites más estrictos para los bancos comerciales, para evitar que inviertan en valores netos de renta variable, en instrumentos financieros derivados y en productos financieros estructurados. Las instituciones financieras que no se declaren como bancos comerciales tendrán que asegurarse de que la duración de sus pasivos sea por lo menos tan larga como la duración de sus activos.

- Un fortalecimiento del FMI, el director general del FMI, Dominique Strauss-Kahn "Las finanzas deben ser controladas", dijo. "Estamos listos para hacerlo si alguien nos da el mandato".
. El FMI actúe como gerente de las reservas extranjeras
. En Divisas: Se pide a que el FMI "determine el valor de las tasas de cambio para los países" y que "tenga el poder de pedir a los países que no intervengan en determinadas formas para poner sus tasas de cambio fuera de esos valores fundamentales." Esto también necesitaría que el FMI tuviera el poder de crear su propia divisa.

-Un sistema de alertas - "sistema de aviso temprano" para detectar los problemas antes de que estos empiecen. El primer ministro británico, Gordon Brown, lleva años pidiendolo.

2.Alternativas centradas en la gente:

El Congreso Internacional de Sindicatos (ITUC - International Trades Union Congress) publicó su 'Declaración de Washington' justo antes de la Cumbre G20, pidiendo "un final a la ideología de los mercados financieros sin controles." El ITUC pone la mira especialmente en la desigualdad: "El nuevo sistema de gobierno económico" debe asegurar un crecimiento más equilibrado de la economía global entre las regiones, tanto como dentro de los países, entre el capital y el trabajo, entre quienes ganan mucho y quienes ganan poco, entre las personas ricas y las pobres y entre los hombres y las mujeres."
Ha habido una avalancha de exigencias de parte de las ONGs, incluyendo a la red europea ATTAC, la red global BankTrack, a los grupos que participaron en los eventos alternativos de la gente en la Cumbre Asiático-Europea en Beijing, a la red de Veedores de las IFIs, y a los activistas de la deuda.
Todos los mensajes tienen algo en común. Primero, el gobierno del sistema financiero global, incluyendo las negociaciones sobre su reforma, debe ser mucho más democrático e incluyente, y debe rendir cuentas.
- El sistema económico ya no puede existir solamente sobre la base de la ganancia, sino que también se debe enfocar en la igualdad, la estabilidad, la justicia y el comportamiento justo. Y finalmente, la sostenibilidad ambiental tiene que estar en el centro de cualquier nueva arquitectura, para que tanto los estímulos a corto plazo como las inversiones a largo plazo sean dirigidos a crear economías bajas en carbono.


Fuente:La nueva arquitectura internacional: Abundancia de modelos alternativos
http://www.brettonwoodsproject.org/art-563198
-----------------------------------------------

Otros enlaces:

ver Voces alternativas para una nueva arquitectura financiera.
http://www.rethinkingfinance.org/

-El FMI, ahora se enfoca tanto en la evaluación del impacto global y doméstico de los mercados financieros en las economías, como en las mejores prácticas de la supervisión del sector financiero.
-El FMI y la reforma del sector financiero en http://www.brettonwoodsproject.org/art-559566
-La reforma del sector financiero constituye un área importante de trabajo para el Banco Mundial.El Banco Mundial y la reforma del sector financiero.
En http://www.brettonwoodsproject.org/art-557803

23 abril 2009

España ¿crisis en W? ¿en L ?


En varios países se aplican las soluciones keynesianas, de hace 80 años, que implican básicamente mas deuda del estado, ¿es la mejor solución? muchos dudamos que ampliar aceras, hacer zonas deportivas sea la solucion para un pais como España con graves problemas estructurales , que no se solucionaran aplicando solo la receta del talonario estatal, que no crean valor, son medidas de corto plazo (el pais tiene cierto margen, para endeudarse, pero se debería considerar una medida temporal , con unos limites muy claros, al final el gobierno debera subir los impuestos para equlibrar las cuentas, subida que solo se podra hacer cuando acabe la recesión, seguramente finales 2011 o en 2012,) dependiedo de las acciones de este año, tenemos bastantes números para caer en una crisis en W -que también le llaman el Rebote del gato muerto-

1.Empleo


El economista. E.Hugh (macroeconomista con Nouriel Roubini-Miembro del Flobal EconMonitor), nos indica en su informes, que la cifra de desempleo total en España creció hasta los 3.605.402, la mayor cifra desde 1996, y el incremento del 3,5% (123.543 nuevos parados) en marzo fue el mayor desde 1996 –cuando se introdujo el método de cálculo actual—, de acuerdo con las revelaciones del ministerio. Este mes ha registrado el duodécimo incremento seguido, y ha sido el sexto mes consecutivo en el que se han registrado más de 100.000 nuevos parados en España, segun las previsiones de E.Hugh,, la tasa de desempleo se acercaría a un 20% a fines de 2009 y a un 25% a fines de 2010, y en el peor escenario, posiblemente rondaría un 22% a fines de este año, y se hallaría entre un 27% y un 30% a fines de 2010.




(La anterior grafica nos indica que no hay moderacion en la curva) 


2. Producción-Productividad

El índice JPMorgan Global Manufacturing PMI Product Manufacturing Information, nos indica que España, registraba la caída de producción más profunda por undécimo mes consecutivo



La senda de declive en la actividad manufacturera española se moderó en marzo, pero siguió teniendo la tasa de contracción más profunda de todos los países de la Eurozona. El PMI creció entre febrero y marzo, pasando de un 31,8 a un 32,9, alejándose un poco más del récord bajista registrado en diciembre (28,5). Todos los indicadores principales observados siguen muy por debajo del nivel 50, que separa el crecimiento de la contracción



3. Indices de Confianza

La confianza de los consumidores españoles volvió a crecer este mes, hasta los 53,7 puntos, por encima de los 48,6 puntos de febrero


 
El Índice de Confianza proporcionado por el Instituto Oficial de Crédito (ICO) español estaba en 73,1 en marzo del año pasado, batió un récord bajista en julio, con 46.3, cuando los precios del petróleo se dispararon y el Banco Central Europeo (BCE) subió los tipos hasta el 4,5%: desde entonces, ha oscilado en torno al nivel de los 50 puntos, en medio de bajadas de los precios del crudo y de sucesivas decisiones del BCE de bajar los tipos.


Fuente: Edward Hugh



4. Pensiones


En 1950 la proporcion de adultos con trabajo en España era de un 83 %, en el 2.005 la proporción bajo a un 68 %, y se prevee que en 2.050 sea de un 63 %. La mayor esperanza de vida, los futuros adelantos medicos y tecnologicos, nos alertan de una situación que puede ser delicada en el fondo de pesniones, aun es pronto para diagnosticar, pero se teme que pueden ser un par de años mas de trabajo para jubilarse y contabilizar mas de 15 años para el calculo de la pensión.

5. Reformas
 
Hay reformas pendientes, que por ser impopulares, o bien por haber un acuerdo entre los agentes sociales, parece ser que se retrasaran.
John Mauldin,, realiza uno de los boletines de mercado más seguido en Estados Unidos, en estos indica:
España se puede enfrentar a “una deflación larga y dolorosa que se manifestará vía paro, frenazo inmobiliario e insolvencias bancarias”. Sobre esta última cuestión, afirma que la mayor parte de ese 50% de PIB que supone el crédito promotor y constructor en España será fallido, como consecuencia del exceso de oferta, y que si no se ha manifestado hasta ahora es porque la banca “no está ajustando sus carteras crediticias a la realidad del mercado”. El incremento acelerado de deuda y déficit, irrealidad de los estimados de crecimiento de las autoridades políticas, posibilidad más que cierta de corrección futura de los desequilibrios presupuestarios vía aumento de impuestos

-Problemas:
-Si posibilidad de auxilio de otros países de la Unión Europea y menos de Alemania. ----Ausencia de inflación y, por tanto, de la capacidad del estado de minorar el valor real de su endeudamiento en tanto no se reconstruya el ahorro de las familias y se reduzca el apalancamiento del sistema.
-Necesidad de competir por los recursos escasos cuando se espera que la oferta de deuda que salga al sistema de las economías desarrolladas sea masiva y la demanda no sea tan elevada como antes de la crisis. Los tipos a largo repuntarán aún más. Hay que seguir evitando los bonos soberanos. 
-Los mayores costes de financiación repercutirán sobre las arcas del Estado y sobre la presión impositiva sobre los ciudadanos.

-Se encarecerán los costes de financiación de las empresas.

- Si el déficit no puede financiarse, lo siguiente es mayor monetización de deuda e inflación a tres/cinco años vista.

Uno de las mentes catastrofistas de la crisis, Santiago Niño, indica que las medidas que ahora se están tomando no surten efecto y se constatará la existencia de “agujeros tremendos en las entidades financieras”. Indica una coyuntura dramática que choca con el optimismo gubernamental de Zapatero acerca de la realidad económica

El escenario de una crisis en W, en España, debe ser estudiado con detenimiento, “El problema grave es intentar solucionar los problemas con los mismo metodos que nos han llevado a ella, salir de la crisis, con un endeudamiento demencial del estado. Esta deuda será exigida por el b.central, subirán impuestos? Volveremos a entrar en crisis, una crisis en W...

Otra forma seria aumentando la inflación, hasta que se tiene que volver a bajar, debiendo subir los tipos de interés, seria volver a entrar en una crisis W. (similiar a los años 70, entrada y salida de crisis) ..endeudamiento sobre endeudamiento….España esta llegando a los limites, ¿como actuara Europa con nosotros?

 
Si se opta por la subida de impuestos(cuando nuestra presión fiscal – impuestos más cuotas SS dividido por el PIB – en España ya es en realidad alta) Si se reduce nuestra renta disponible, y en consecuencia el gasto de consumo que representa el 57% del PIB, esto reducirá el crecimiento y el empleo....esa reducción no es proporcional sino multiplicada, por un factor denominado “multiplicador de los impuestos” , este multiplicador hace que el efecto contractivo sea tal, que no resulta posible tocar impuetsos en plena recesion, como aconsejan los expertos, otra cuestion es si es una imposicion de europa, apretando tornillos para que empezemos a ponernos al dia, porque los datos de nuestro sistema financiero se ponen en duda.

otros informes: 


http://www.coleconomistes.com/informatiu/actual/interes.pdf



Advertencias enero 2009:

http://www.youtube.com/watch?v=Np56su_gMCA&feature=channel
Economistas aguafiestas:
http://www.youtube.com/watch?v=tKFuDrDxcCQ&feature=channel


II-Transformaciones en la economia mundial

Susan George en el articulo "Cómo transformar la economía mundial: soluciones para un mundo sostenible" nos indica, la posibilidad de "un keynesianismo ecológico" "....que sacaría al mundo de la catástrofe económica y el caos social, y pondría bajo control al desbocado sistema financiero mundial "

Nos indica que " nuestra única esperanza radica en entender todo aquello a lo que nos enfrentamos hoy en día como un eslabón de una cadena cada vez más compleja, como un elemento dentro de un sistema" El peligro de este enfoque...."está en perderse y frustrarse con el síndrome de “todo está interrelacionado”.
Su argumento es que las conexiones actuales son disfuncionales y han adquirido un tinte perverso: conforman un sistema que exacerba la condición humana y perjudica inevitablemente al planeta. Pero hay esperanza, porque todo aquello que ha sido construido por humanos también puede ser desmantelado por ellos.

La primera de estas crisis es social: la crisis de la pobreza en masa y de la creciente desigualdad dentro de cada país y entre los países pobres y ricos. La segunda es la crisis financiera que Wall Street, la City y las autoridades públicas se negaron a prever porque estaban viviendo en un mundo de fantasías.La tercera crisis, la más siniestra de todas, es la del cambio climático y la extinción de miles de especies. Cada una de estas crisis –social, financiera, medioambiental– está conectada con las demás negativamente, es decir, se intensifican entre sí con un balance negativo; conducen siempre al peor de los casos. Tomemos algunos ejemplos de estas interacciones perversas.

La crisis de pobreza y desigualdad es un buen punto de partida. Se trata de una crisis muy bien documentada; nadie niega seriamente las cifras. El Banco Mundial reconoció hace poco que había subestimado tremendamente –en unos 400 millones– las cifras de los sectores muy pobres, y eso que sus datos sólo llegan hasta el año 2005 y no incluyen las últimas turbulencias en el precio de los alimentos y la energía que han hecho aumentar las filas de los grupos empobrecidos. Pero lo que es aún más importante es el hecho de que, por primera vez en la historia humana, no hay excusas para la pobreza y las privaciones masivas. Tomarse seriamente esta afirmación ayuda ya a apuntarnos una solución.

La mayoría de académicos e instituciones preocupados por estas cuestiones se centra en la pobreza en sí, pero yo creo que es más útil y esclarecedor centrarse en la riqueza. Puede que no salte a la vista de todos que el mundo está inundado de dinero. La mayoría sigue encontrándose en América del Norte y Europa, pero las cifras de los muy ricos en otros continentes están creciendo a un ritmo acelerado. Aquellos que tienen el dinero saben perfectamente cómo mantenerlo y, con la ayuda que se pagan –los batallones de abogados, contables y grupos de presión–, se dedican a evadir beneficios hacia paraísos fiscales, encontrar lagunas legales e inversiones protegidas, y presionar duramente en parlamentos y ministerios en contra de las regulaciones impuestas sobre bancos y mercados financieros. Como ven, he empezado hablando sobre pobreza, pero ya me estoy adentrando en sus vínculos con la crisis financiera.


nos indica que Tony Addison y Giovanni Andrea Cornia opinan que : “La desigualdad ha crecido en muchos países durante las últimas dos décadas [y] poco se puede avanzar en la reducción de la pobreza cuando las desigualdades son altas y van en aumento (...) A diferencia de lo que sostenían anteriores teorías del desarrollo, una desigualdad elevada tiende a reducir el crecimiento económico y, por tanto, la reducción de la pobreza a través del crecimiento”.

Aunque es cierto que el crecimiento económico ha reducido la pobreza, sobre todo en China, cabe también preguntarse: “¿A qué precio?”. China aventaja ahora a los Estados Unidos en emisiones de gases de efecto invernadero y apenas ha empezado su transición hacia la sociedad del automóvil. China también necesita al menos 10 veces la misma energía que las sociedades industriales más maduras para producir una unidad de PNB. Sin duda, el crecimiento no es la respuesta desde el punto de vista ecológico, pero tampoco lo es desde el puramente económico, ya que los beneficios se concentran casi por completo en las capas más altas de la sociedad. Ésa es la principal idea que nos transmiten Cornia y Addison.





Entre los años 2000 y 2006, los beneficios anuales del sector financiero británico alcanzaron, de media, el 20 por ciento, lo cual representa dos o tres veces más que la tasa de rendimiento de otros sectores económicos. Un puñado de personas, especialmente en los Estados Unidos y el Reino Unido, recibieron primas astronómicas, lo cual intensificó las desigualdades, ya que, al mismo tiempo, millones de personas perdieron su empleo y a menudo su vivienda. Estos beneficios eran, evidentemente, insostenibles, ya que las ganancias financieras no se pueden basar sólo en la especulación, sino también en la economía real.

Ahora que los rescates financieros van viento en popa, lo que tenemos ante nosotros es un curioso ejemplo de socialismo para los ricos, los privilegiados y Wall Street, en que los beneficios van a parar a manos de los sospechosos habituales, y las pérdidas, tremendas pérdidas, corren a cuenta de los contribuyentes. Los Estados Unidos han nacionalizado de hecho estas instituciones y sus deudas sin obtener nada de la industria financiera a cambio.

A medida que la crisis de las hipotecas basura se ha ido extendiendo como una mancha de petróleo por toda la economía, los especuladores han empezado a buscar otras esferas de rentabilidad y han creado el problema de la burbuja de los precios de los alimentos en que nos encontramos. ¿Qué pasa entonces? Los hambrientos del mundo, las personas con pocos recursos, se hacen con lo que pueden; talan árboles, matan animales y sobreexplotan la poca tierra que puedan tener. La pobreza no augura nada bueno para la naturaleza. Pero la riqueza también. A pesar de ser muchos menos, los ricos generan unas repercusiones medioambientales mucho mayores con su mastodóntica huella ecológica. Las voces que utilizan el argumento de la población para explicar todas estas crisis, y que consideran que la solución se encuentra en el control de la población, pasan por alto un punto fundamental: no se trata tanto del número absoluto de personas –aunque los números sean importantes– como de su peso relativo.

......hay una estrategia de salida, que existe una verdadera solución, pero que no es, en mi opinión, la que llevan defendiendo desde hace tiempo muchos ecologistas con buenas intenciones. Lo siento, pero ya ha pasado el tiempo de decirle a la gente que cambie de comportamiento y de bombillas; que si hay bastante gente que haga tal o cual cosa, “nosotros” podemos salvar el planeta. Lo siento, pero “nosotros” no podemos......
......Necesitamos soluciones a gran escala, soluciones industriales y sofisticadas, y una enorme participación de los Gobiernos para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero hasta unos niveles que nos permitan salvar el futuro...

Como creo que las soluciones individuales y locales son necesarias, pero dramáticamente insuficientes para abordar la gravedad y la urgencia de la crisis ecológica, dedicaré el tiempo que me queda a analizar el doble problema de cómo tratar con los Gobiernos y con la producción empresarial capitalista y el sistema financiero. El dilema que me planteo es el siguiente: ¿podemos salvar el planeta mientras el capitalismo internacional siga siendo el sistema preponderante, con su acento en los beneficios, el valor de los accionistas, la extracción depredadora de los recursos y con un capital financiero desbocado que cada vez toma más decisiones? ¿Podemos proteger nuestro hogar natural cuando nos enfrentamos a una poderosa casta que no sabe lo que significa “ya basta” y es alérgica al tipo cambios fundamentales que exige un nuevo orden económico ecológico? ¿Podemos seguir avanzando cuando los Gobiernos trabajan básicamente para los intereses de esa clase?

.....No hay ninguna solución universal para reemplazar al capitalismo. Y teniendo en cuenta los antecedentes y el papel histórico de tales partidos y soluciones, opino que eso es algo indudablemente positivo.

.....La crisis ecológica es de una índole distinta a las crisis de las finanzas y la pobreza en el sentido en que, una vez se desencadena el cambio climático, como está sucediendo ahora, nos hallamos ante un fenómeno irreversible y no tenemos tiempo para soluciones teóricamente perfectas. A veces, con la política, puedes dar marcha atrás y volver a empezar, pero con la naturaleza no pasa lo mismo. De forma que me pueden acusar de sugerir una forma de dar nuevas alas al capitalismo, y yo me declararé culpable.
Tomemos primero la otra pregunta, algo más fácil, de “cómo tratar con los Gobiernos”, al menos en los países más o menos democráticos. China es harina de otro costal. La gente suele avanzarse a sus Gobiernos a la hora de reconocer la emergencia. La cuestión política no se limita a “echar a los granujas”, porque serían sustituidos por otros granujas igual de pésimos, tan en deuda como los anteriores con las grandes empresas, sus grupos de presión y los mercados financieros. El truco está en convencer a los políticos de que la transformación ecológica y las prácticas medioambientales pueden valer la pena desde el punto de vista político.

¿Podría la Schumacher Society convertirse en una especie de nexo para un foro permanente sobre mejores prácticas, un foro en que se dieran cita los responsables de tomar las decisiones en todos los niveles, grupos ciudadanos y expertos para debatir y sacar adelante las mejores iniciativas del sector público? Los políticos deben estar convencidos de que estas políticas no sólo funcionarán, sino de que serán tremendamente populares entre su electorado.

Ahora pasemos a la cuestión más compleja de cómo hacer frente al sistema económico en su conjunto. En su libro Colapso, Jared Diamond analiza varios casos históricos de extinción social debidos a la sobreexplotación del medio ambiente. Diamond identifica varios denominadores comunes a estos casos. Uno de ellos es el aislamiento de las elites, que siguen consumiendo muy por encima de lo ecológicamente sostenible mucho después de que la crisis ya haya azotado a los miembros más pobres y vulnerables de la sociedad. Ahí es donde nos encontramos globalmente, no sólo en lugares aislados como la Isla de Pascua o Groenlandia.


....Sólo puedo ver una posible salida: la unión de ciudadanos, empresas y Gobiernos en una nueva encarnación de la estrategia de economía de guerra keynesiana. Yo nací en los Estados Unidos en 1934, y recuerdo muy bien cuando los Estados Unidos adoptaron una economía de guerra a gran escala, convirtiendo todas las plantas de caucho de mi ciudad natal [Akron, Ohio] a la producción no de automóviles y camiones para conductores privados, sino para el ejército. La participación y apoyo ciudadanos fueron tremendos. Durante la guerra, se construyeron o se ampliaron miles de fábricas, laboratorios de investigación, proyectos inmobiliarios, bases militares, centros de día y escuelas. El transporte público se mejoró y funcionaba horas extra para desplazar a millones de hombres y mujeres a las bases del ejército o a sus nuevos empleos en el sector de la defensa.


.....Los Bancos Centrales y los ministerios de Hacienda suelen intentar solucionar las recesiones o depresiones financieras a través de recetas estándar como la rebaja en los tipos de interés, la devaluación de la moneda o la incursión en nueva deuda, pero los Estados Unidos ya han agotado sus posibilidades en esa línea.
.....El dólar ya está débil, lo cual abarata las exportaciones estadounidenses, pero no se puede devaluar mucho más sin correr un gran riesgo. El déficit ya está más allá de lo creíble. Con el rescate de Fannie Mae y Freddie Mac, la Reserva Federal asumió de hecho su deuda basura y aumentó enormemente el pasivo del Tesoro estadounidense. Corre el riesgo de volver a hacerlo. También las familias están sobreendeudadas y están perdiendo capital día a día, con el paulatino deterioro del valor de sus viviendas.

Dado que las herramientas tradicionales están agotadas, la única herramienta que se me ocurre para sacar al mundo de la ruina económica y el caos social es un nuevo keynesianismo, no militar en esta ocasión, sino medioambiental; un impulso a la inversión masiva en tecnologías de conversión energética, la industria respetuosa con el medio ambiente, nuevos materiales, un transporte público eficiente, la industria verde de la construcción, etcétera.

Las duras normativas para nuevas construcciones se han convertido en la norma; las más viejas se pueden “reajustar” con fáciles condiciones financieras; las familias y los propietarios de locales comerciales pueden recibir incentivos financieros para instalar tejados ecológicos y paneles solares, y vender la energía sobrante a la red. La investigación y el desarrollo se pueden orientar hacia energías alternativas, y materiales ultraligeros y resistentes para construir aeronaves y vehículos. Técnicamente, ya sabemos cómo hacer todas estas cosas, aunque algunas soluciones limpias son más caras que las sucias. Si se produjeran a gran escala, sin embargo, lo serían menos.

Todos estos nuevos productos, procesos e industrias respetuosos con el medio ambiente tendrían un gran valor para la exportación, y podrían convertirse muy rápidamente en el estándar mundial. Estoy tratando de describir un panorama que se pueda vender a las elites, ya que no creo que vayan a adoptar unos verdaderos valores medioambientales y a aceptar la conversión necesaria si no van a sacar nada de ello. Pero este enfoque no es un mero intento cínico por conseguir que las elites actúen movidas por su propio interés. También hay un montón de ventajas para la clase trabajadora en este tipo de economía. Una gran conversión ecológica es tarea para una sociedad de alta tecnología, de alta calificación, de alta productividad y de alto nivel de empleo. Una iniciativa de este tipo gozaría, creo, del apoyo de toda la población porque no sólo significaría un entorno mejor, más limpio, más sano y más respetuoso con el medio ambiente, sino también pleno empleo, mejores salarios y nuevas posibilidades profesionales, además de un fin humanitario con una justificación ética (como en la Segunda Guerra Mundial).

¿Cómo se podría financiar un esfuerzo tan titánico? Un proyecto de este tipo debería implicar un importante gasto público selectivo en el sentido keynesiano más tradicional, y los Gobiernos sin duda se quejarán de que carecen de los medios para llevar adelante una política así. La crisis financiera proporciona la oportunidad ideal para financiar la conversión y poner bajo control el desbocado sistema financiero global.

En la actualidad, los impuestos se detienen, en la mayoría de los casos, en las fronteras nacionales. El secreto está en subir los impuestos al ámbito europeo e internacional con impuestos sobre las transacciones monetarias y otro tipo de operaciones financieras.
La gente que se opone a estos programas finge que no son viables porque se necesitaría el consentimiento de todas las jurisdicciones nacionales del mundo, pero eso no es correcto. De hecho, los impuestos sobre las transacciones monetarias y de otro tipo no exigirían nada más que la determinación política, la cooperación de los respectivos Bancos Centrales y un sencillo software. Para el impuesto sobre las transacciones monetarias propuesto por primera vez por James Tobin en los años setenta y ahora bastante redefinido, la base del gravamen es la propia moneda, no el lugar en que se negocia con ella. Así, el Banco Central Europeo podría recaudar fácilmente los impuestos sobre cualquier operación que implique euros, el Banco de Inglaterra, de aquellas que se realicen en libras, la Reserva Federal, se encargaría del dólar, y así con todas las monedas. Dado que las transacciones monetarias representan actualmente 3.200 billones de dólares cada día, un impuesto del 0,01 por ciento, es decir, un gravamen del uno por mil, podría recaudar una bonita suma para la conversión ecológica y la reducción de la pobreza. Gran Bretaña ya impone un impuesto sobre las transacciones bursátiles, y otros países europeos deberían seguir su ejemplo.

Los impuestos sobre las emisiones son una idea que se suele plantear más a menudo e igualmente viable.

La cancelación de la deuda de los países pobres que el G-8 lleva prometiendo desde hace una década debe convertirse en una realidad, siempre a condición de que estos países también colaboren en los esfuerzos medioambientales de todo el planeta con iniciativas de reforestación, conservación de los suelos, protección de las especies, etcétera. También se les pediría que involucraran a sus ciudadanos en procesos democráticos de toma de decisiones; los fondos serían supervisados exhaustivamente por auditores independientes.

Los paraísos fiscales que permiten que las personas y las compañías más ricas se eviten pagar lo que les correspondería para la conversión se deberían clausurar: sería más barato pagar a los habitantes de las Islas Caimán, Liechtenstein y todos los demás un salario durante veinte años.


La cuestión es que se conformaría un sistema de gravamen y redistribución keynesiano, tanto nacional como internacionalmente, social y medioambientalmente, en sectores como la educación, la sanidad, la energía limpia, la distribución eficiente de agua, la tecnología de la información, el transporte público y otras cosas que el mundo necesita y que ya sabemos cómo hacer. Estas medidas, a su vez, servirían para crear oportunidades para que más gente participara en la nueva economía verde a través de empleos, formación permanente, más protección social y menos desigualdades.


La única manera de avanzar, la única estrategia eficaz, pasa por construir alianzas amplias. El movimiento por la justicia global, como lo llaman los activistas sociales, ha empezado a registrar algunos éxitos trabajando democráticamente y efectuando alianzas con socios de distintas procedencias pero que se encuentran básicamente en la misma sintonía.

.....puedo asegurarles que la conversión hacia una economía ecológica es técnicamente factible. El sistema de nuevos impuestos ya está perfectamente pensado; los prototipos industriales ya existen; la maquinaria está lista para entrar en acción en el momento en que la gente consiga que sus políticos acepten el reto.



_Susan George es presidenta de la junta del Transnational Institute.

Charla pronunciada en la Schumacher Society, 4 de octubre de 2008

22 abril 2009

I-Tranformaciones en la economia mundial

La transición hacia la sostenibilidad


En este articulo,Jeffrey Sachs, nos indica que la actual crisis, nos acompañara durante toda una generación porque sera una: transición a la sostenibilidad.

Nos indica que "la escasez de materias primas y los daños causados por el cambio climático en los últimos años han contribuido a la desestabilización de la economía mundial que ha provocado la crisis actual"

Los desorbitados precios de los alimentos y los combustibles e importantes desastres naturales han desempeñado un papel importante en el socavamiento de los mercados financieros, el poder adquisitivo de las familias e incluso la estabilidad política.

Sachs nos indica, que se debera realizar una política en los países desarrollados y en desarrollo " construir infraestructuras idóneas para el siglo XXI" nos indica "una red eléctrica eficiente alimentada por energía renovable, redes de fibra e inalámbricas que transmitan la telefonía y la conexión de banda ancha a la red Internet; sistemas de agua, riego y alcantarillado que utilicen y reciclen eficientemente el agua potable; sistemas públicos de tránsito urbano e interurbano; carreteras más seguras; y redes de zonas naturales protegidas que conserven la biodiversidad y los hábitats de las especies protegidas"

Nos indica que "Son inversiones para compensar la reducción del gasto mundial en bienes de consumo, y a largo plazo, porque un mundo atestado con 6.800 millones de personas (y en aumento) no puede, sencillamente, sostener el crecimiento económico, a no ser que adopte tecnologías sostenibles que economicen unos recursos naturales escasos"

nos indica que "Los Estados suelen carecer de la capacidad técnica necesaria para formular semejantes proyectos, lo que crea posibilidades de favoritismo y corrupción cuando se conceden contratos importantes. Es probable que se lancen esa clase de acusaciones contra los gobiernos, aun cuando no sean ciertas, si bien con demasiada frecuencia lo son" indica que " La capacidad para contrarrestar la crisis de forma constructiva mediante asociaciones mayores entre el sector público y el privado determinará el éxito posterior de los países y las regiones" Resulta interesante que los Estados Unidos estén a punto de crear un Banco Nacional de Infraestructuras por primera vez.

No obstante, los asesores económicos americanos y europeos creen por lo general que un intenso y corto estímulo será suficiente para restablecer el crecimiento económico. Se equivocan. Lo que hará falta es una revisión de la economía mundial para orientarla hacia la sostenibilidad

Continuar leyendo el artículo de Jeffrey Sachs en Project Syndicate

://www.project-syndicate.org/commentary/sachs151/Spanish




17 abril 2009

IV-Reflexiones

Cada vez somos mas quienes coincidimos en resaltar que esta crisis tiene una magnitud e intensidad tan graves como la crisis del 29. La única ventaja es que en teoría estamos mas capacitados para superarla en menor tiempo, aunque cada día que pasa la crisis desenmascara mas a quienes se excedieron estas dos ultimas décadas y cierta incapacidad o ineficiencia de políticos que "dan la imagen "de estar poco preparados para afrontar esta situación (no actúan con previsión, no actúan por prioridades, etc)


Entendemos que la crisis financiera que sufrimos no es el resultado de un fallo cíclico o de gestión, sino que es una crisis estructural. Los expertos demuestran esta afirmación, debido al estudio de más de 96 importantes crisis bancarias en los últimos 20 años, y que ese tipo de incidentes han ocurrido incluso bajo muy diferentes sistemas de regulación y en diferentes estadios de desarrollo económico.
Según varios expertos se necesita de forma urgentemente encontrar otras soluciones porque la última vez que nos enfrentamos a un fallo de esta magnitud, fue la gran Depresión de los años 30. Se debe recordar que en esos años la economía sin estar tan globalizada, también se traspaso la crisis al resto del mundo, entonces era un mundo mas rural basado en el sector primario (agricultura, pesca) no existía el nivel de apalancamiento actual, ni existía una industria financiera de la magnitud actual.

Las crisis tienen varios factores, resumiré los mas importantes (en otros apartados explico la crisis (en sep 08) , la evolución de la misma, las advertencias y el apalancamiento).


- Se repite la misma historia que en 1929, entonces se titularizarón los bonos, en esta crisis se titularizo las hipotecas, entonces la solución fue separar los bancos comerciales de los bancos de inversion (por "la bola" que hacian entre ellos) se consiguio con la ley Glass.Steagall de 1933, despues en 1956 se prohibio a los bancos comprar a las aseguradoras. En 1999 los lobbies consiguieron anular la citada ley Glass-Steagall, por este motivo actualmente hay esta relación muy alta entre Aseguradoras y bancos.(si no se salvan las aseguradoras el sistema se quiebra, ver aticulos anteriores).

Se repite la forma de actuar de las grandes corporaciones de la industria financiera, (creando productos o -dinero matemático- de alto riesgo -Subprime y Hedge Funds- apoyados de forma indirecta por el gobierno, que necesitaba una potente industria financiera, porque era mejor para sus intereses no regular y controlar a las megacorporaciones financieras, mas las empresas coligadas de Seguros, (a pesar de las advertencias sobre la necesidad de regulación que hizo el FMI hace mas de 12 años durante la crisis asiatitica)


-La otra causa-raíz, es la forma de actuar de los gobernantes, Bush, actuó copiando a Nixxon, En el año1971 suprimió el acuerdo de Bretton Woods , el dólar pasó a ser la divisa oficial de intercambio, ya no debía estar respaldada por la reserva federal en lingotes de oro.. tenia en su país un déficit abismal, debido al desatre humano y económico, de la guerra del Vietnam. La historia se repite, otro "notable" presidente el sr. Bush se gasto hasta la fecha mas de 4 billones de dólares -trillones estadounidenses- para financiar la guerra con Irak , saltándose las normas internacionales, con mentiras (hipotético arsenal nuclear) se supone que quería recuperar el gasto militar con las rentas de los pozos de petroleros, al final solo se enriquecieron los mercenarios y las empresas de reconstrucción.( los economistas que repasaron la historia economía, entonces ya decíamos que esta guerra la acabaríamos pagando todos)

- Por otro lado el mundo globalizado estaba dando señales de falta de coordinación de cierto caos (fracasaron muchas cumbres, como la alimentaria -FAO-, muchos acuerdos de OMC, estaban pendientes de solución, se especulaba con el petroleo, pasando por cinco manos antes de llegar a puerto)

USA,también perdía terreno-en productividad- ante el avance en nuevos campos de mas valor añadido, de los países emergentes, se entro en esta espiral negativa, donde un tema clave es conocer el alto grado de acoplamiento de las economías de China y USA, al principio les dio buen resultado para los intereses de Usa (captaban el ahorro de los chinos , vía dolar) hasta que China empezó a considerar el gran riesgo de almacenar tantos dolares (aviso en 2005, la posibilidad de empezar a vender reservas, pero habían las Olimpiadas, que se supone debieron frenar sus acciones) ahora avisan de la posibilidad de una moneda asiática.

Entendemos que las medidas convencionales (keynesianas) y las medidas de salvamento ( para salvar el sistema deben salvar a quienes nos han metido en esta situación,se pueden leer en articulosclaves,blogspot de como los bancos se han desapalancando, y de como están “jugando” con los productos tóxicos), entiendo que NO debe ser considerado como " la única medida " (como unica medida =solución) es una política de corto plazo, que puede funcionar en el sector financiero-los bancos pueden tener beneficios- y la bolsa subir, siguiendo el sistema frágil, tenemos un riesgo muy alto en sus espaldas, no soluciona los problemas económicos (sobreproduccion, rentabilidad del capital empresarial, etc)

El problema No es solo financiero es un problema de productividad-rentabilidad, en Esp hemos pasado en poco tiempo, de un sector industrial que suponía en 1985, un 28 %, pasando a un 17,7 % en 2005, y un 14 % en 2.007, es inviable si tenemos una baja productividad, un déficit exterior abismal (el país consume mas de lo que produce), con alta dependencia del crédito exterior (un país donde las familias no ahorraban) , con lata dependencia energética, sin incentivos para las pymes (tejido indutrial ) y ademas siendo el segundo pais en paro, ¿se puede mantener la estructura estatal ? El riesgo del país va aumentando cada día esta mas endeudado...

En Catalunya, según el recién creado Observatorio de análisis de datos, un semáforo para comerciantes, incluyendo un índice de factores meteorológicos ¡!! ( en principio es una buena idea, aunque los comerciantes no suelen basarse con indices porque se basan en su experiencia acumulada), nos indica, un crecimiento en servicios de 1,7 %, una bajada en construcción del 5,4 %, una bajada en industria del 5,1 % y una bajada en agricultura de un 0,6 %. (www.gencat.cat/diue/ambits/comerc/observatori )
En la construcción Usa tenia un porcentajes de un 4 % frente a Esp que fue de un 18 % (directo), mas pisos construidos que la suma de cuatro países europeos juntos,antes se ”hiperconsumia” por el fácil acceso al crédito, que compensaba los bajos sueldos (por presión de los emergentes) .En la actualidad hay otras expectativas un futuro incierto, por esto las familias empiezan a ahorrar.

Se puede aprender mucho de la experiencia del Japón (15 años muy duros, por no tener una red social que ampare a los parados, siendo un freno al consumo, y no tener casi consumo interno)


La solución es la coordinación mundial, la reestructuración de los organismos supranacionales que hagan viable la globalización, organismos que estén bien estructurados, democráticos y transparentes, sobretodo con capacidad juridica a nivel mundial, de lo contrario las normas no se podrán hacer cumplir.


Insistimos en que se deben aplicar nuevos enfoques teóricos relacionados con la economía de la información, la revolución de las expectativas, la teoría de incentivos, la teoría del optimo subsidiario y con los planteamientos evolutivos y de dinámica social. (prof Urrutia) Estudiando nuevos modelos de crecimiento sostenible, relacionados con la economía ecológica, con el pensamiento sistemico (agrupando las ciencias economicas con otras ramas)



16 abril 2009

"El futuro del Dinero” B. Lietaer -2001- (part II)


-Como crear nueva riqueza, trabajo y un mundo mas sensato según Bernard Lietaer

-Una Moneda Mundial de Referencia para un Mundo Sostenible

-Una Moneda Mundial de Referencia (MMR) y la unidad Terra

Bernart (impulsor del euro) denomina la - moneda mundial de referencia -(MMR) a toda moneda que no este ligada a ningún Estado nacional particular y cuyo propósito esencial sea ofrecer una moneda de referencia estable y confiable para contratos y operaciones comerciales internacionales.

Propone como unidad contable para una clase particular de moneda mundial de referencia, la unidad Terra, para establecer un lazo firme entre esa moneda y el mundo material.

Indica que una de las causas por las cuales "la ruleta de la moneda global puede girar tan rápido " es la desconexión entre el mundo financiero y la realidad física, causada por las decisiones del presidente Nixon en 1971, al acabar con el anterior modelo . En este sentido, la Terra se asemejaría al patrón oro del siglo XIX.

La unidad Terra se define como una canasta básica de bienes y servicios particularmente relevantes para el comercio internacional. EL peso relativo de estos bienes y servicios en dicha canasta reflejaría, en teoría, su importancia relativa en el comercio mundial.

Por ejemplo, el valor de la Terra podría definirse así:

1 Terra = 0,1 barril de petróleo (de calidad y distribución Brent por ejemplo)+ 1 fanega de trigo ( aprecio fijado por Chicago Mercantile Exchange)+ dos Libras de cobre ( a precio fijado London Metal Exchange)+ 0,01 onza de oro ( a precio del mercado de Nueva York).

( Nota: Aquí, los bienes específicos, su calidad, patrones de distribución y peso respectivo en la unidad Terra constituyen meros ejemplos. En la practica, formarían parte de un acuerdo negociado entre los participantes. Este patrón también podría incluir servicios, o índices que apunten a aumentar su estabilidad. )

La unidad Terra deberia presentar cuatro características principales:

-Creárse a prueba de inflación. La inflación se define, por lo general, como el cambio de valor de una canasta de bienes y servicios; por lo tanto, en la medida en que la canasta que compone la Terra pueda ser representativa del comercio mundial, automáticamente es inmune a la inflación.

-Traducirse fácilmente su valor al de cualquier moneda nacional existente. Quienquiera que desee conocer el valor de la Terra en su propia moneda nacional solo tiene que averiguar los precios de los bienes comerciados en el orden internacional que forman parte de la canasta. Estos precios figuran en las secciones financieras de todos los periódicos importantes, y por medio de Internet están disponibles en tiempo real en cualquier parte del mundo.

-Convertírse automáticamente a cualquier moneda nacional existente sin que medie para ello ningún tratado o acuerdo internacional. Cualquiera que reciba un pago en esta moneda tiene la opción de obtener solo la canasta de bienes distribuidos mediante servicios de entrega preestablecidos (como las distribuidoras ya existentes para los diferentes mercados a futuro). Además, en estos mercados de bienes reales, quien lo quisiera podría obtener, a cambio de los productos distribuidos, dinero en efectivo en las monedas nacionales convencionales. Es previsible que, en la medida en que el sistema resulte confiable y creíble, cada vez menos gente sentirá la necesidad de recibir como pago dinero en efectivo.

- El arancel de sustentabilidad esta “naturalmente” incorporado en el sistema monetario. Se garantiza la integración total de la nueva moneda en todos los aspectos del sistema de mercado vigente en la economía “real”.

El almacenamiento de mercaderías genera costos reales, y el arancel de sustentabilidad seria simplemente el costo de almacenamiento de la canasta de mercaderías acordada. Un estudio detallado estimo que estos costos (y, por ende, los aranceles de sustentabilidad) constituían entre un 3 y un 3,5% anual de una Moneda de Reserva de Mercancías.

Esta propuesta consiste simplemente en transferirlos a los poseedores de la unidad Terra, de modo que cumplan la función social de un arancel de sustentabilidad.

Disquisiciones técnicas de la economía

Los manuales de economía definen el dinero en términos de sus funciones, de las cuales las tres mas importantes son :unidad de medida común, medio de intercambio y reserva de valor.

Desde 1972, no existe una unidad de medida internacional. En este sentido, una Moneda Mundial de Referencia simplemente restituye dicha función para los que deciden utilizarla como moneda contractual.

El papel de medio de intercambio puede desempeñarlo tanto la MMR como las monedas nacionales convencionales, según lo que decidan las partes (del mismo modo en que hoy, para efectuar pagos internacionales, se opta por un tipo de moneda).

Por ultimo, la MMR no podría cumplir la función de reserva de valor. Esta función la llevaría a cabo ciertos instrumentos en monedas nacionales convencionales o productos financieros especializados nuevos que puedan crear liquidez para las inversiones en activos productivos.

Esta especialización funcional muestra de que modo la MMR cumple un papel complementario de las monedas nacionales comunes y corrientes.

***

La dinámica conductual que induce la MMR es similar a los buenos aspectos de la inflación, al mismo tiempo que evita los aspectos malos. Los economistas indicaron que una inflación moderada puede tener buenos afectos sobre la economía. (la inflación en Estados Unidos en la década de 1980 provoco un rendimiento neto negativo de los instrumentos de ingresos fijos, estimulando la inversión en proyectos productivos).La inflación también tiene efectos regresivos, como la erosión de todos los acuerdos sobre precios y la redistribución de la riqueza de una mayoría de bajos ingresos a una minoría con alto nivel de vida

Los aranceles de “oxidación” de la MMR hacen que prevalezcan, pues, los efectos positivos de la inflación, mientras que se evitan los negativos.

***

La ecuación clásica de Fisher sobre la velocidad del dinero es otra forma de ilustrar el impacto de la MMR:

T = Suma (pg) = QV

(donde T = intercambios económicos totales; P = precios; G = bienes y servicios intercambiados; Q = cantidad de dinero; y V = velocidad de la circulación del dinero).

Dada una cantidad de circulante determinada (una Q determinada), la tasa por oxidación de la MMR hace que V aumente. Si la unidad Terra se expresa en términos de una canasta de bienes y servicios representativa, la P se mantendrá constante por definición.

La ecuación de Fisher demuestra que , con la introducción de una MMR, el total de bienes y servicios intercambiados necesariamente aumenta, y mejora así el bienestar económico general.

***

El uso de una MMR, en complementación con monedas nacionales convencionales tendería automáticamente a funcionar en oposición al ciclo económico dominante, mejorando de ese modo la estabilidad y previsibilidad general del sistema económico mundial.

Esto se debe a que, cuando el ciclo económico se debilita, las empresas tienen, por definición, un excedente de materias primas. Por tanto, en este punto del ciclo venderán mas materias primas de reserva para MMR s.a. que les pagara con Terra. Las empresas utilizaran de manera inmediata esta moneda para pagar a sus proveedores, con el fin de evitar aranceles de sobrestadía. Estos proveedores tendrán, a su vez, un incentivo similar de continuar usando Terra como medio de pago. De ahí que, en estos casos de debilitamiento del ciclo, la difusión del incentivo creciente de comerciar con esta moneda active en forma automática la economía. Por lo contrario cuando el ciclo esta en auge, las empresas tienen un estimulo sistemático no solo para vender nuevos inventarios, sino incluso para registrarlos a fin de acceder ellas mismas a las materias primas. Esto reducirá la cantidad de Terra en circulación, lo que enfriaría la economía. Cuando el ciclo se encuentra en su punto máximo, puede suceder incluso que deje de circular la Terra por completo (lo que no impide que se la siga utilizando como moneda de referencia contractual).

Keynes y Friedman demostraron que con el dinero convencional, la velocidad del dinero es pro cíclica (cada uno expuso distintos motivos: el primero tomo como base los cambios en las tasas de interés, mientras que el segundo se baso en el papel dominante de la “renta permanente” en la determinación de la demanda monetaria). El hecho de que la cantidad de Terra circulante opere en contra del ciclo económico contrarrestara la naturaleza pro cíclica del sistema monetario convencional.

La introducción de una MMR tendera automáticamente a frenar el ciclo generando una liquidez monetaria adicional que se opondrá a dicho ciclo, vinculado al uso de las monedas nacionales convencionales.

Solidez teórica y practica

Desde el punto de vista conceptual, la unidad Terra es la combinación de dos concepciones;

- una moneda respaldada por una canasta de materias primas (muchos economistas importantes de todas las generaciones propusieron esto, entre ellos Jan Tinbergen, galardonado con el premio Nóbel de economía)

-los aranceles de sustentabilidad, ideados por Silvio Gesell con el nombre de cobros de sobrestadía o tasa de oxidación.

Este segundo invento recibió el respaldo formal autorizado nada mas y nada menos que de John Maynard Keynes. El afirmo que la sobrestadía no solo tenia sentido desde un punto de vista teórico, sino que era lo verdaderamente aconsejable para nuestras monedas normales.

En el capitulo 27 de su obra mas importante, la teoría general del empleo, el interés y el dinero, Keynes declara de manera explicita: “Los reformadores que buscan una solución mediante la imposición de un costo adicional al dinero, requiriendo que las monedas de curso legal reciban periódicamente una estampilla a un costo preestablecido a fin de conservar su condición de dinero, van por buen camino, y el valor practico de su propuesta merece ser considerado”.

Keynes concluye con esta afirmación asombrosa: “El mundo del futuro aprenderá mas de Gesell que de Marx”. Curiosamente, en la actualidad algunos funcionarios de la Reserva Federal tienen sus propias razones para estar de acuerdo con el.

¿La Reserva Federal recomienda oficialmente la sobrestadía?

Marvin Goodfriend, un vicepresidente de alto rango y consejero político de la Reserva Federal, de Richmond, recomienda que la moneda estadounidense debería incluir dispositivos de rastreo que posibiliten al Estado gravar la posesión privada de los billetes de dólar. En un periódico de 34 paginas, arguye que este arancel de sobrestadía impediría la circulación de moneda “secreta”, frenaría el mercado negro y la criminalidad e impulsaría la actividad económica durante los periodos deflacionarios en los que las tasas de interés se reducen prácticamente a cero.

Obviamente, lo que motiva esta aplicación y el mecanismo sugerido para llevarla a cabo difiere de los que aquí proponemos. Creo que hay pocas probabilidades de que la idea de Goodfriend sea aceptada en el congreso, pero esto muestra al menos que el concepto de sobrestadía esta comenzando a captar atención en forma sorprendente.

Dieter Suhr ha ofrecido el mejor análisis contemporáneo de- la tesis de Gesell-

En el demuestra que nuestras monedas normales con tasa de interés positivas hacen que la distribución de recursos sea sistemáticamente inadecuada, al contrario de lo ocurre con las monedas que no devengan interés o las que incluyen un arancel de sustentabilidad. Además, brinda respuestas sólidas ante algunas de las criticas que se oponen a las monedas con dicho arancel.

Tales criticas estaban a favor de la propuesta de una Moneda Mundial de Referencia, aunque por otras razones que la sustentabilidad, como la estabilidad monetaria, la disminución de la volatilidad de los ciclos económicos y la reducción de las inequidades internacionales. Una MMR como la Terra también tendría estas ventajas, junto con los beneficios que conlleva a largo plazo el arancel de sustentabilidad.

Al efectuar o recibir pagos en Terra, la gente no precisaría manejar los bienes por si misma, así como quien cierra un contrato a futuro en cobre no tiene que manipular el cobre. La unidad Terra es simplemente un comprobante de almacenamiento que otorga a la persona que la utilice el derecho de recibir el valor de la canasta de bienes en cualquier moneda con la que se desenvuelva. Es por eso que, al igual que las monedas nacionales actuales, puede transferirse electrónicamente, pero, a diferencia de ellas, ha demostrado ser estable y a prueba de inflación.

Antecedentes históricos

La idea de una moneda respaldada por bienes y combinada con un arancel de sustentabilidad no es en verdad novedosa. Uno de sus antecedentes tuvo lugar en el Egipto faraónico. Constituyo el secreto de la notable estabilidad del sistema monetario de esa región, que desde entonces ninguna otra civilización fue capaz de repetir.

Genero estabilidad y abundancia económica durante mas de mil años. Este antecedente histórico demuestra, asimismo, la notable capacidad de las tasas de sustentabilidad para impulsar un crecimiento sustentable que puede prolongarse durante siglos.

Opciones para la implementación

Existen varias maneras de implementar una MMR.

Se podría intentar lograrse un consenso para ello entre todos los países mediante un nuevo acuerdo semejante al de Bretón Woods o una reforma del Fondo Monetario Internacional (FMI). No obstante, las realidades políticas imperantes tornan improbable que se arribe a este tipo de consenso. Conversaciones privadas con altos directivos del BIS y del FMI me han corroborado que en las circunstancias geopolíticas actuales solo el sector privado podría tomar una iniciativa monetaria radicalmente nueva.

De cualquier modo hoy el verdadero poder de decisión pertenece mas a las empresas multinacionales que a los gobiernos. Para lograr la sustentabilidad, las prioridades temporales mas importantes que deberán cambiar son las de las empresas multinacionales, y, por lo tanto, la participación y el cambio del mundo empresarial son indispensables. De ahí que la estrategia aquí propuesta tenga como meta convencer a un grupo de empresas clave de que establezcan por su cuenta la MMR como un servicio para cualquiera que desee comerciar en el plano internacional.

La MMR como iniciativa empresarial

La MMR tiene sentido como iniciativa empresarial por diversas razones, que expondremos a continuación:

Regulación del truque

La forma mas sencilla de comprender la MMR desde una perspectiva empresarial es verla como una manera de estandarizar el trueque o canje. El aumento de los intercambios por canje o truque, tanto en Estados Unidos como en el resto del mundo, ha sido notable. En las ultimas dos décadas, el trueque se ha convertido en una actividad convencional en gran escala, e incluso se volvió decisivo para muchos negocios relacionados con los medios de comunicación, los viajes, la hoteleria y el comercio internacional. Una encuesta realizada en 1995 estimo que a escala global el trueque genera 590 mil millones de dólares anuales. Es probable que las crisis de Asia y Rusia de fines de la década de 1990 hayan incrementado esta clase de intercambios.

Algunos sectores ya desarrollaron unidades comunes de intercambio especificas para sus empresas. Por ejemplo, la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (Internacional Air Transport Association, IATA) utiliza hace mas de dos décadas su propia unidad contable global para los pagos entre las empresas aéreas que la integran. De modo similar, los “cuartos de hotel” y los “espacios televisivos” están adquiriendo cada vez mas el carácter de unidades de trueque comunes a determinadas actividades.

Lógicamente, el paso siguiente consiste en crear unidades de trueque estandarización para operar en la Red. En este sentido, la Terra o cualquier otra unidad MMR podría constituir una unidad de trueque valida en diversas actividades cruzadas. No Obstante, también podría diseñarse dicha unidad de modo tal que ofreciera estos tres beneficios adicionales:

Un patrón de canje bien diseñado podría ser mas solidó que las monedas nacionales existentes y convertirse en una unidad de medida internacional común de utilidad con fines contractuales e internacionales que van mas allá del canje mismo.

Teniendo la canasta de mercaderías (commodities), este sistema esta respaldado por un stock real de los bienes correspondientes; este sistema podría actuar en el ciclo económico como una fuerza contra cíclica poderosa.

Por ultimo, como ya hemos visto, si los costos de almacenamiento de la canasta se transfieren al portador de la moneda, esto permitiría realinear los intereses financieros con los compromisos y necesidades de mas largo plazo.

A continuación explicaremos la importancia de cada uno de esos tres beneficios para las empresas.

Unidad de medida internacional

Hogart y pearce fueron los primeros en señalar las dificultades que creaba la falta de un patrón de valor internacional común: ” Dentro de poco el mundo volverá a percatarse de que conducir los asuntos económicos sin un patrón de valor común es tan imposible como hacerlo sin una unidad de longitud o de peso común.

Una consecuencia de la falta de un patrón internacional es la importancia cada vez mayor de los riesgos monetarios. Actualmente, estos riesgos suelen ser mayores que los riesgos políticos (por ejemplo, la posibilidad de que un gobierno extranjero nacionalice la inversión) o incluso los comerciales (como el peligro de que los clientes no compren el producto).

En una encuesta realizada en 1992 entre las 500 empresas seleccionadas por la revista Fortune, todos los participantes informaron que hoy los riesgos en materia de divisas constituyen una de sus preocupaciones centrales. Mas aun, el 85% de los encuestados dijeron que a fin de intentar reducir dichos riesgos, precisaban aplicar costosas estrategias relacionadas con los derivados financieros. Resulta significativo que las firmas que tuvieron mas necesidad de recurrir a este tipo de protección eran las mas importantes y evolucionadas.

Muchas inversiones extranjeras terminan anulándose por el simple hecho de que no puede ponerse un limite al riesgo monetario, o por que hacerlo cuesta demasiado. Estos costos de oportunidad actúan en detrimento no solo de la empresa participante, sino de la sociedad en general. Sobre esto aun no se ha efectuado ningún estudio.

Así eran las cosas aun antes de la ultima avalancha de crisis monetarias. Las situaciones de emergencia monetaria vividas en Asia (1997), Rusia (1998) y Brasil (1999) agravaron este problema. Las citas que presentamos a continuación transmiten, en las palabras de varias autoridades monetarias, la enorme dificultad que plantean en nuestro días los riesgos ligados a la inestabilidad monetaria:

“Atravesamos una situación realmente peligrosa”. Michel Camdessus, director general del FMI en tres oportunidades, 6 de septiembre de 1998.

“Estamos ante una situación sin precedentes”. Rubin, secretario de hacienda de Estados Unidos, septiembre de 1998.

“Esta es la crisis financiera mas grave desde la Segunda Guerra Mundial”. Bill McDonough, presidente de la Reserva Federal de Nueva Cork, en la reunión del FMI de octubre de 1998.

Semanas mas tarde, el presidente Bill Clinton reprodujo textualmente esa declaración.

Por lo tanto, una MMR como la Terra reduce los costos operativos en circunstancias monetarias normales y, además, constituye un sistema de respaldo muy solidó en caso de que sobrevenga periodos de grave inestabilidad monetaria.

Un Antídoto contra el riesgo de que produzca una crisis económica.

Por primera vez en mas de sesenta años, no puede ignorarse la posibilidad de una recensión global que supere la capacidad de control de las autoridades monetarias. Como explico Paul Krugman: “Ciertos problemas para los cuales ya creíamos haber encontrado el remedio se han vuelto otra vez intratables, como hay bacterias temporalmente eliminadas que a la larga desarrollan una resistencia a los antibióticos. [...]

En suma, hay en el aire un claro tufillo a la década del treinta”.

El sistema de la MMR podría manejarse de manera tal que produzca un poderoso efecto contra cíclico en el sistema monetario oficial, y contribuya así a disminuir la posibilidad de una seria recensión global.

Esto se debe a que lógicamente, durante una recensión aumentarían los inventarios que respaldan la Terra, por que en esos momentos las empresas siempre tienen un mayor numero de inventarios disponible. En este punto del ciclo económico, esto incrementarían en forma automática la liquidez en Terra. En un periodo de auge ocurriría lo contrario: los inventarios y la liquidez en Terra caerían. De ahí que el sistema de MMR tienda automáticamente a equilibrar contrarrestando los efectos del ciclo económico convencional. Su incorporación ayudaría especialmente a evitar la depresión o incluso la recensión de largo plazo a las que muchos temen.

Las empresas y el medio ambiente: un punto de vista empresarial

Un informe especial de la Red Global de Negocios (Global Business Network) sobre la sustentabilidad concluyo diciendo lo siguiente:

“La industria y el medio ambiente ya no pueden funcionar por separado, en compartimiento estancos. En la actualidad, el sistema global del medio ambiente y el sistema socioeconómico están unidos: el destino de uno esta ligado al del otro. Si la industrialización convencional sigue creciendo, pondrá en riesgo el ecosistema, y si este ultimo colapsa, destruirá la economía.

En caso de que se produzca un daño ecológico grave, el sistema industrial se tornara muy vulnerable. Al igual que los competidores del Grand Prix automovilístico, las empresas multinacionales planifica obtener mejores resultados en cada vuelta. Suponen que la pista se mantendrá perfectamente lisa y sin obstáculos. Las instalaciones, edificios , plantas y líneas de transmisión de energía de las industrias se diseñan teniendo en cuenta un pequeño conjunto de supuestos relacionados con el clima y el ecosistema: un nivel máximo prudente.

De carga eolica, una resistencia moderada a los terremotos, un flujo constante de recursos. No obstante, gracias a los estudios de los hielos del Ártico, ahora sabemos que la naturaleza es capaz de generar disturbios mucho mas graves de los que nos llevo a suponer la variación climática de la sociedad industrial actual esta expuesta de manera directa a deterioros ecológicos globales y sus concomitantes catástrofes naturales generalizadas.”

Como vimos en el capitulo 1, la industria de seguros ha sido el primer sector en verse afectado de manera directa por esta conexión. Pero claramente esto no implica que vaya a ser el único.

Conclusiones

A primera vista, tal vez resulte extraño que las empresas cumplan esta función de crear una moneda como bien publico. Sin embargo, es útil recordar (pues ya lo explicamos en los capítulos 2 y 3) que las denominadas monedas “nacionales” también son, en realidad, una variedad de monedas empresariales privadas, emitidas por bancos privados.

Por otra parte, las actividades de los servicios bancarios y financieros no están excluidas del proceso de una MMR: las instituciones financieras mas creativas podrán ofrecer servicios denominados en Terra del mismo modo en que hoy efectúan cualquier operación con divisas.

De hecho, hay un antecedente histórico de una iniciativa internacional asumida por empresarios: la Liga Anseática (1367-1500)

Antecedente histórico de la creación de una estructura empresarial multinacional (1367-1500)

En un periodo de fuerte fragmentación en Europa del norte, los mercaderes de diferentes ciudades independientes (Bremen, Koln, Hamburgo, Brujas, las republicas del Báltico, etc. ) se unieron para crear su propia estructura de comercio legal (la Hansa), junto con su propia moneda común e incluso sus propios tribunales de justicia para resolver las disputas. Todo esto fue hecho completamente fuera del sistema político/estatal oficial. Ese sistema duro bastante mas de una centuria, seis veces mas que el experimento actual de las monedas flotantes.

En 1367, después de mas de un siglo de llevarse a cabo experimentos mas informales, la Hansa fue definida como una estructura institucional oficial. Este sistema tuvo notable éxito en alcanzar sus objetivos. Sin embargo, los mercaderes de cada puerto gastaban tanta energía en impedir que sus rivales en el mercado accedieran al sistema, como en expandir sus negocios de ultramar. Además, excluían de manera intencional a los comerciantes de determinados países. El sistema caduco a fines del siglo XV, cuando comerciantes, armadores y flotantes pesqueras de Holanda e Inglaterra - originalmente excluidos del sistema - lograron acabar con este monopolio.

Por lo tanto, si una iniciativa privada resuelve implementar una MMR de algún tipo y no quiere correr la misma suerte que la Hansa, seria importante que estableciera desde un principio garantías que asegurasen un acceso al mercado en verdad abierto a todos los participantes del comercio internacional, independientemente de su magnitud u origen.

NO obstante, la versión moderna de dicha función seria muy distinta que la de la Hansa histórica. Seria global antes que regional; constituiría un sistema de servicio abierto al publico antes que un cartel, y utilizaría en su implementación los conceptos legales y financieros y las tecnologías de la comunicación contemporáneos (p. ej., Internet).

En definitiva, todo se reduce a saber si los dirigentes empresariales quieren o pueden asumir la responsabilidad de reformar el sistema monetario actual aplicando una iniciativa privada que contribuiría a que las empresas sean realmente sustentables. En sueco, “empresa” se dice Näring Liv (literalmente, “alimento de la vida”). Una forma de lograr que esto cobre realidad seria que los empresarios se alíen en su respaldo a la unidad Terra. Seria, además, una manera muy eficaz de evitar el permanente conflicto entre las prioridades de los accionistas y su propio afán de sustentabilidad a largo plazo, ya sea que este afán sea el resultado de la presión publica, de su ética personal o de su expectativa de dejarles a sus nietos un futuro mejor.

Es probable que algunos se sorprendan ante la propuesta hecha en este capitulo, que parece favorecer a las empresas multinacionales, sobre todo por que al referirme al Milenio Empresarial (capitulo5) explique que la creación de un nuevo monopolio de facto de las monedas empresariales privadas entraña algunos riesgos. No obstante, mi propuesta no apunta a generar ese monopolio. En cambio, recomiendo la implantación de una moneda empresarial global que conviva con las monedas complementarias locales que persiguen objetivos sociales (capítulos 6 al 8). Mas aun, estoy convencido de que no alcanzaremos la Abundancia Sustentable en este planeta sin la participación de las empresas -que, nos guste o no, se han convertido en los factores determinantes de nuestro futuro-.

Se trata de una cuestión de equilibrio, y este equilibrio no se lograra si se excluye a los componentes mas activos de nuestra sociedad.

En el próximo capitulo, parte III- describe como es posible unir todas las piezas del rompecabezas -incluida la Moneda Mundial de Referencia- a fin de generar dicho equilibrio, cuyo objetivo es la Abundancia Sustentable.

----

Lietaer estudia y participa en programas de:

-monedas comunitarias

-en el proyectos de futuro reformando el sistema monetario mundial: el “Terra”. La moneda supranacional que podría eventualmente articular los intercambios comerciales internacionales, en caso de que el dólar deje de cumplir esa función.

El concepto clave, tanto para las monedas complementarias regionales como para el Terra es sustituir la tasa de interés positiva, que estimula la competencia y la acumulación, por un gravamen que estimule, por el contrario, la circulación y el intercambio.


The Future of Money” (London: Random House, 2001)

http://www.futuremoney.de

Opciones para gestionar la crisis sistémica de la Banca en :


http://www.lietaer.com/images/Opciones_en_espa_ol.pdf


http://www.lietaer.com/